Al costado de mi pena

Por Claudia Teresa Cabrera

Al costado de mi pena
inclino los desamores
cuando muerden los albores
en la dolida faena;
es incivil esta escena
de sombras que me oscurecen
hasta morir, cuando crecen
las estrellas, su vacío;
porque he perdido, amor mío,
mis piernas se desvanecen.

Por el revés de la noche
se me desdobla el anhelo,
y mi rostro, tras un velo,
me presiona como un broche.
Traigo la cruz del reproche
en la fe de un nido preso;
donde se anula mi beso
al desangrar de repente,
y en el rudo lienzo ausente
estará mi amor impreso.