Get Adobe Flash player
Página de Inicio Argos

 

En tu cintura

Despierta boca de esta tristeza
que ha nacido en tus gemidos.


Toda la fantasía
llora por los rincones
nadie te ve
con tus ojos delirantes
y el solemne adiós en tu lengua.


La ausencia es la piel de la noche
tu desesperada añoranza
la voraz entrega de los sentidos
en los obscenos gestos de no estar.


Mientras tanto sigo en tu cintura
en desbocada carrera.


Nina Reis

En soledad

La soledad del universo es un corte de fantasma
Martha Raimundo

La cama un nido hueco
sin piel
un estallido desde la nada
que él recorre
con sus caricias de fantasma
océano amanecido entrepiernas


mi pecho izquierdo
esta montaña de carne
convoca sin pudor
al hombre que saborea
su demencia
la demencia de los que aman
el pedazo cruel de su costilla
o un enmarañado de carne sobre su vientre


sin saber
él fecundó la serpiente
y todas las manzanas del Paraíso

Nina Reis

Sobre el agua

Y tú pensabas que yo estaba loco
porque transitaba en el abstracto
leyendo todas la palabras de antes.


Álvaro Castro


Ocultos líquidos
que recorren el aire
porque sangra el agua
alquimia
mujer en migración


animal y laguna
que ya no necesita
apuro.
Pronta al diluvio
disuelta y líquida

Leer más...

En tu cintura

La soledad del universo es un corte de fantasma
Martha Raimundo

La cama un nido hueco
sin piel
un estallido desde la nada
que él recorre
con sus caricias de fantasma
océano amanecido entrepiernas


mi pecho izquierdo
esta montaña de carne
convoca sin pudor
al hombre que saborea
su demencia
la demencia de los que aman
el pedazo cruel de su costilla
o un enmarañado de carne sobre su vientre


sin saber
él fecundó la serpiente
y todas las manzanas del Paraíso

Nina Reis

Descubrir la piel

Quiero descubrir toda tu piel
Pedro Recciutti

La piel bajo la carne sangra desordenada.
La entrega es pretexto
para lamer los instintos.
La baba de las entrañas.
El amor de los que aman.
El abrazar que sopla.


La piel desde la sombra.
La forma de vivir después de cada viento.
El placer silencioso de morirse
en cada ceremonia de bocas.


La lengua con su memoria esférica
reencarnada en agua.
Los poros de los labios cubiertos de melanina
por donde el sexo migra
y alcanza la muerte de los gemidos.


Nina Reis

Amargo día

El día amaneció
con los párpados hinchados.
Mortificado
y alucinando
por el dolor
de la oscuridad.


Una muerte y otra
se suman
a la tristeza de las horas.


El reloj detiene
el espacio
en un corazón marchito,
olvidado de la esperanza
e impregnado
de nostalgias.


No es un día cualquiera.
Responde a
las añoranzas
arrancadas a la vida
bajo el precio
de un rocío.


Bella C. Ventura

Más artículos...

Formulario de Acceso


Síguenos en...




¿Quién está en línea?

Tenemos 13 invitados conectado(s)

Contador de visitas

mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterHoy61
mod_vvisit_counterAyer389
mod_vvisit_counterEsta semana450
mod_vvisit_counterEste mes8541
mod_vvisit_counterHasta la fecha879594

  • AlasCUBA
  • Revista la Alcazaba
  • Azurina
  • Cinosargo
  • Cuba Literaria
  • Cubarte
  • EcuRed
  • El Caimán Barbudo
  • Haciendo Almas
  • Il Convivio
  • La Jiribilla
  • Lettres de Cuba
  • Museo Nacional de Bellas Artes
  • Palabras Diversas
  • Poetas del Mundo
  • Red Mundial de Escritores en Español
  • Revista de Cine cubano
  • Unión de Escritores y Artistas de Cuba
  • Teatro de los Elementos
  • Revista Digital Guaitiní, Miami